velocidad pagina web

Velocidad de la página web: ¿Cómo mejorarla?

Posicionamiento Web

La velocidad de la página web es uno de los aspectos más importantes a controlar si aspiramos a tener éxito con nuestra estrategia online. No solo es un factor de peso para Google y tiene relación directa con su ranking y el posicionamiento SEO, también tiene un impacto directo en la experiencia que estamos ofreciendo a nuestros usuarios.

Puede que el comportamiento de los usuarios cuando navegan en internet sea muy diferente pero la inmensa mayoría tiene un rasgo en común: odian esperar. Esto se traduce en que cuanto más tarde tu web en cargar más posibilidades tienes de que los usuarios la abandonen y se vayan a la de un competidor. Del mismo modo, una carga rápida hará que estén contentos, aumentando tus conversiones y el retorno de inversión de tu proyecto.

En este post vamos a centrarnos en todos los aspectos relacionados con la velocidad de un página web y su optimización. Empezaremos por explicar detenidamente por qué es importante, veremos qué es un test de velocidad web, descubriremos las diferentes herramientas para hacerlo y nos detendremos en la mejor forma de optimizar tu velocidad de carga, una WPO.

¿Por qué es importante?

La velocidad de carga es un factor que muchas veces se pasa por alto, especialmente cuando las webs no son desarrolladas por programadores profesionales. Sin embargo, una buena velocidad de la página web es imprescindible para lograr una buena tasa de conversión, disminuir el rebote y alcanzar un buen posicionamiento SEO.

Tan decisivo es este factor que afecta a dos aspectos fundamentales de tu web:

  1. La experiencia de usuario: La gran parte de los usuarios que entren en tu web la abandonaran si esta tarda demasiado en cargar, aumentando lo que se conoce como tasa de rebote. Lo peor, es que posiblemente abandonen tu web en favor de cualquier de tus competidores.
  2. El posicionamiento orgánico en buscadores: Una velocidad de carga excesiva puede hacer que Google te penalice, afectando a tu posición en los resultados de búsqueda y haciendo que pierdas tu visibilidad.

Contar con una buena velocidad en tu página web también tiene varias ventajas:

  1. Mayor tasa de conversión: Una experiencia fluida permite la toma de decisiones más rápidas e impulsivas y hace que el usuario pueda completar las acciones que queremos que lleve a cabo.
  2. Disminución de la tasa de rebote: Si la web tarda en cargar, el usuario se irá en muchas ocasiones sin ni siquiera ver lo que ofrecemos. Haciendo que la web cargue rápido salvamos este porcentaje de rebote que se debe a la velocidad.
  3. Mejor experiencia de usuario: Lo que se traduce en una mayor satisfacción y favorece que vuelvan.
  4. Mayor ROI: Al lograr mejores resultados gracias a un experiencia fluida vemos cómo el ingreso en las diferentes áreas de la web es mejor aprovechado.
  5. Indexación: Al cargar más rápido favorece que los bots de Google la rastreen mejor y la indexen.

Test de velocidad web

Un test de velocidad web es una forma rápida y sencilla de saber cuánto tarda nuestro dominio en cargar. De esta forma podemos detectar fácilmente si necesitamos implementar mejoras para optimizar su rendimiento.

Existen numerosas herramientas gratuitas con las que hacer estos test de velocidad web, incluidas algunas que nos ofrece Google. La mayoría funcionan de una forma similar, tan solo tienes que introducir la url y hacer clic para iniciar el test.

Del mismo modo, el baremo para decidir que una web es lenta o no suelen ser similares. En la mayoría de las ocasiones nuestro tiempo de carga será juzgado como lento si supera los dos segundos aunque algunas herramientas hacen el corte en los tres segundos.

Herramientas para hacer un test de velocidad web

Existen numerosas herramientas gratuitas para medir la velocidad de la página web, vamos a ver algunas de las más fiables:

  1. PageSpeed Insights: Esta herramienta de Google analiza el rendimiento de la web a nivel general y valora nuestra velocidad con un porcentaje del 1 al 100. Además, ofrece una serie de recomendaciones para mejorar nuestra puntuación.
  2. Google Analytics: En el apartado de “Velocidad del sitio” de esta herramienta de analítica web de Google se muestra la rapidez con la que los usuarios pueden acceder e interactuar con nuestro contenidos. Además también puede medirse el tiempo de respuesta del servidor.
  3. Pingdom: Una herramienta muy sencilla y visual, con tan solo introducir una url nos indica un informe de su velocidad de carga y  del tamaño de la página, acompañado de una valoración de 0 a 100. 
  4. Test my site de Think with Google: Esta herramienta de Google es específica para medir la velocidad de carga en dispositivos móviles. Analiza el dominio utilizando Chrome y una conexión 3G. Incluye una valoración y recomendaciones, al igual que PageSpeed.
  5. Woorank: Mide la velocidad pero también otros factores web como los enlaces, visualización en mobile, interacción con redes sociales… También incluye consejos técnicos.

WPO

Una WPO o Web Performance Optimizations consiste en optimizar el rendimiento de un dominio al máximo para que cargue lo más rápido posible. Esta acción ha de ser llevada a cabo por un programador experto que será capaz de detectar todos los aspectos técnicos de tu web que son mejorables y están impidiendo que la velocidad de carga sea buena.

Una vez que el programador haya detectado todos los aspectos técnicos a mejorar pasará a solucionarlos, llevando a cabo acciones como estas:

  1. Optimización de las plantillas: En muchas ocasiones, una plantilla mal optimizada aunque atractiva visualmente puede ser la causa de que la web cargue lento. El programador se asegurará del buen uso de CSS y javascript.
  2. Configuración del servidor: Para lograr que su respuesta sea más rápida.
  3. WPO interna: Usará código para modificar o añadir elementos para ganar rapidez si es necesario.
  4. Gestión de la caché: La caché se utiliza para evitar que toda la web tenga que cargarse de nuevo si no se han producido cambios. Una buena gestión de la caché ayuda a ahorrar tiempos de carga innecesarios.
  5. Reducción del HTML, CSS y Javascript: El programador comprime el código, reduciendo excesos innecesarios.
  6. Optimización de las imágenes: Reduce el peso de las imágenes para que estas carguen más rápido sin perder la calidad.
  7. Prestar atención a las redirecciones: Especialmente en el caso de que se generen loops.

Indexando Marketing

La velocidad de la página web es un aspecto especialmente relevante si quieres optimizar el rendimiento de tu dominio. En Indexando Marketing te ofrecemos un servicio WPO completo para ayudarte a detectar y dar solución a todos los aspectos que están afectando al rendimiento de tu web. Consúltanos y descubre cómo podemos ayudarte.

Posted by Tania Lorenzo

Dejar un Comentario

QUIZÁ TE PUEDA INTERESAR
google news initiative

Google News Initiative: Herramientas para los creadores de contenido

leer más - Compartir -
ecommerce business plan

Ecommerce business plan, ¿lo necesitas?

leer más - Compartir -